Nota publicada online

lunes 21 de junio, 2021
"Objetos inútiles rectangulares" de Viviana Zargón
En MacSur Lanús
059 "Objetos inútiles rectangulares" fotografía analógica digitalizada impresa en papel fotográfico, montado bajo acrílico 12 piezas de 25,5 x 35 cm c/u
059 "Objetos inútiles rectangulares" fotografía analógica digitalizada impresa en papel fotográfico, montado bajo acrílico 12 piezas de 25,5 x 35 cm c/u

La pieza elegida de Viviana Zargón forma parte de la muestra 24x7 Capturas poéticas sobre el trabajo, curada por Olga Correa en el MacSur Lanus, junto a obras de Andrés Aizacovich, Oscar Bony, Adriana Bustos, Martín Carrizo, María Paula Doberti, Diana Dowek, Estanilsao Florido, Gabriela Golder, Martín Legón y Antonio Pujía.

"El trabajo, siempre tuvo un carácter ambiguo (valoración y descalificación, respeto y humillación, desarrollo personal y enajenación, retribución acorde y explotación). Con la pandemia volvió a agitar violentamente su consistencia pantanosa, amparado en las bondades de la deidad de nuestra época: la tecnología de la virtualidad. Tecnología de falsas promesas de posibilidades infinitas, que tampoco pudo esconder su intrínseca repartición desigual." Olga Correa

Sobre la serie de Objeto inútiles, Rodrigo Alonso describe "(...) Si se observan de cerca, cada uno posee una singularidad inequívoca, derivada de alguna intervención humana, del paso del tiempo o de su uso. Sin embargo, la artista ha querido mostrarlos como equivalentes. Tomando prestada la representación categorial que Bernd y Hilla Becher han popularizado en su registro de arquitecturas habitacionales y fabriles estandarizadas, Zargón deposita su mirada sobre el estado de abandono que los reúne más allá de su peculiaridad visual. Un abandono que es clave para la lectura de la serie, y en el cual se esgrime un comentario sobre el destino de la aventura industrial del planeta.

La fotografía es una aliada en esta tarea, porque ayuda a resaltar la equivalencia sobre la unicidad. La pintura es siempre un producto único e irrepetible; su realización manual nos invita a aproximarnos a sus detalles, a sus accidentes materiales, a sus transparencias y opacidades, a sus planos y sus líneas. En cambio, la fotografía, tomada a la distancia adecuada, copiada en la dimensión precisa, reiterada en la secuencia justa, se impondrá como el medio serial que es, técnico e inmaterial, distante y carente de espesor.

24x7 Capturas poéticas sobre el trabajo

"A partir de las experiencias transitadas en la pandemia y la aceleración de la complejidad laboral es que pensamos en esta muestra, para explorar qué miradas tienen los artistas sobre esta actualidad tan particular. Y es por esto que no construimos un guion curatorial con poéticas pretéritas que respondían a tipos de trabajadores y trabajadoras de otras realidades sociales que ya no existen. Confiamos en que el arte tiene la condición de hacer visible lo no visible y desde su tiempo.

Elena Oliveras, en su libro La cuestión del arte en el siglo XXI, trae las palabras de Nelson Goodman, que sostiene que el arte ́ ́hace mundo ́ ́ en el sentido de hacerlo evidente. Al mismo tiempo considera que la obra es una máquina óptica de significación. Para ver de un modo reconfigurante.

En estudios recientes sobre el panorama de la producción artística algunos arriesgan en distinguir un “neorromanticismo” en el arte contemporáneo, donde los sentidos de las obras conviven entre contradicciones.

El corpus de obra de esta exposición alberga rasgos de este tipo. Aparece una mirada denunciativa que al mismo tiempo evidencia una demanda de transformación." Extracto del texto curatorial de Olga Correa