News Argentina

jueves 17 de julio, 2008
TERCER ANIVERSARIO DEL MUSEO CASTAGNINO+MACRO
Desde Rosario
por Nancy Rojas
TERCER ANIVERSARIO DEL MUSEO CASTAGNINO+MACRO
 

En una de sus últimas fases del año, el museo Castagnino+macro festeja el tercer aniversario de una de sus sedes; la que, desde el 16 de noviembre de 2004, se asumió como espacio de riesgo, desde la vacilante esfera de la contemporaneidad.

En una de sus últimas fases del año, el museo Castagnino+macro festeja el tercer aniversario de una de sus sedes; la que, desde el 16 de noviembre de 2004, se asumió como espacio de riesgo, desde la vacilante esfera de la contemporaneidad.
Con bombos y platillos, el viernes 16 de noviembre de 2007, macro inauguró una serie de propuestas que transitan la diversidad dentro de un amplio espectro que incluye distintas perspectivas en torno al concepto de belleza.
Embanderó a este evento un clima de fiesta, que comenzó con un curioso desfile organizado a partir de las propuestas enviadas al Salón de belleza. Concurso donde, según Roberto Echen, se exhibe "todo lo que alguien haya decidido enviar porque lo considera bello (sin requisitos de pertenencia a un campo -menos que ninguno al del arte- ni a un género, ni siquiera a una especie)".
Muestras individuales de Laura Cogo, Agustina Núñez y Silvina Salinas se exhiben en algunos de los pisos de esta sede. Asimismo, el ciclo "curador externo" cumple su tercera edición, con la presentación de "Uso y abuso. Remirar una colección". Se trata de una colectiva curada por Cecilia Rabossi y Karina Granieri, donde la colección es el puntapié para una serie de reflexiones en torno a las polí­ticas de utilización de un patrimonio, su valor de uso, y los conceptos que el mismo pone en cuestión.
Las curadoras ensamblan estos planteos a partir de la puesta en juego de una serie de relaciones donde la intertextualidad queda ejercida a partir de la localización de situaciones que exceden a cada una de las obras y habilitan lecturas que circunscriben a esta colección a debates tanto especí­ficos y propios del arte, como generales. Señalan Rabossi y Granieri que la iniciativa de intervenir esta colección "posibilita ocupar un espacio dado e imaginar relaciones formales, conceptuales, contextuales, provocando distintos tipos de experiencias a partir de un conjunto inicial de obras".
Desde los inicios del proyecto que implicó la formación de una colección de arte argentino contemporáneo, el museo fue jerarquizando y ampliando sus polí­ticas no sólo de adquisición sino también de exhibición, incorporando en sus decisiones a artistas, curadores, historiadores, crí­ticos e instituciones. En definitiva, múltiples debates se abrieron a partir de la puesta en marcha de las iniciativas que este museo desarrolló a lo largo de estos años, aportando un gran sacudón en el campo artí­stico argentino.
Por eso, en el marco de su tercer aniversario, esta entidad aún insiste en el desafí­o de desplazar la atención hacia las zonas más inestables del arte. Aquellas con las que es posible tantear una visión incompleta pero abierta a otras instancias de acción.

Info: Hasta el 31 de diciembre, en macro, Bv. Oroño y Av. de la Costa, Rosario

 
  • Abren
  • Siguen
  • Cierran

Newsletter

Para enterarte de las novedades de la escena artística, registrate a nuestro newsletter.