Nota publicada online

martes 1 de febrero, 2011
Grandes autores, grandes ilustradores
Homenaje a sus libros ilustrados
Grandes autores, grandes ilustradores

Esta muestra reúne más de 60 grabados y dibujos originales, verdaderas obras de arte realizadas por importantes artistas plásticos, que engalanaron ediciones impresas en Buenos Aires. Organizada por el Museo del Dibujo y la Ilustración, está íntimamente vinculada con la designación de Buenos Aires como Capital Mundial de Libro en 2011.

Se exponen producciones de autores literarios, ilustradores y plásticos argentinos: grabados de Antonio Berni sobre “Hojas de Hierba” de Walt Whitman; dibujos originales de Rafael Alberti para su libro “Entre el clavel y la espada”; un dibujo original de Luis Seoane sobre “Un día de octubre” de Georg Kaiser; grabados de Américo Balán para “Gollerías” de Ramón Gómez de la Serna; grabados de Carlos Alonso sobre “La Divina Comedia” de Dante Alighieri; grabados de Víctor Delhez y Víctor Rebuffo sobre “Los Santos Evangelios”; grabados de Juan Batlle Planas sobre “Propiedades de la magia” de Alberto Girri; dibujos originales y grabados de Carlos Alonso, Adolfo Belloq, Juan C. Castagnino, Aída Carballo, Eleodoro Marenco, sobre “Martín Fierro” y “La vuelta de Martín Fierro” de José Hernández, entre muchos otros.

“No se trata, efectivamente, de una serie de textos ilustrados por una obra gráfica y desde luego mucho menos de una obra gráfica explicada por un epígrafe. Cada conjunto abarca una unidad, una unidad secreta, compuesta de imágenes y palabras. Está en cada uno de los observadores desentrañar esa unidad, esa secreta complejidad y este es el juego hermoso que propone esta muestra”, explica Alejandro Vaccaro.

En la Argentina, surgió una escuela de ilustradores en el periodismo, dibujando en revistas de carácter satírico como El Mosquito o Caras y Caretas, donde “creció un buen número de ilustradores profesionales como Alejandro Sirio o José María Cao, y tantos otros que con sensibilidad y destreza creaban imágenes que acompañaban una época. A lo largo del siglo XX, grandes artistas plásticos arribaron a la ilustración aportando sus sensibilidades diversas, desde el pintor Antonio Berni, Raúl Soldi o la grabadora Aída Carballo al gran dibujante Carlos Alonso (…) tal vez el caso más relevante sea el del maestro Roberto Páez”, señala Luis Scafati en el catálogo de la exposición.

Se suman a esta muestra algunas entrañables tapas “amarillas” creadas por el talentoso “Indio” Pablo Pereyra que ilustraron clásicos de la legendaria colección “Robin Hood”.

Es interesante recordar una definición de Manuel Mujica Láinez, -escritor dibujante y crítico de arte-: “ilustrar no es solo como el diccionario dice: 'adornar un impreso con láminas o grabados alusivos al texto', sino también de acuerdo con el mismo diccionario, 'ilustrar es hacer ilustre'. O sea que el verdadero ilustrador por un lado debe contribuir a clarificar el texto con imágenes alusivas, y por el otro su aporte debe enriquecerlo en dignidad y trascendencia”.

-----------------------------------------------
Hasta el 20 de febrero
Museo de Artes Plásticas Eduardo Sívori Av. Infanta Isabel 555 (frente al puente del Rosedal de Palermo)