Nota publicada online

jueves 16 de julio, 2020
Fabiana Larrea
“El arte puede ser una herramienta para pensarnos colectivamente”
Fabiana Larrea

Fabiana Larrea es artista visual. Vive y trabaja en en Puerto Tirol, Chaco.

Viene del grabado y actualmente trabaja en el proyecto El Mensaje en la Botella en Puerto Tirol y en Ultima Palabra de Amor, proyecto de arte textil contemporáneo.

Ella teje como se teje el ñandutí en su Corrientes natal, un trabajo exquisito en el que hay mas vacío que materia. sus tejidos aéreos trepan como telas de araña en el espacio mientras dibujan poéticas sombras.

Desde Arte Online la convocamos para conocer sus pensamientos en esta nueva vivencia que nos toca transitar y recorrer sus últimos trabajos.

“Paso esta cuarentena en Puerto Tirol, cerca de la familia. Observando mis emociones en su “montaña rusa”.

Disfruto cierta sensación de lentitud de los días. Disfruto mi casa. Disfruto el contacto con la tierra y las plantas. Disfruto el sol. Disfruto saber que puedo estar cerca de las personas que amo.

Extraño cierta sensación de libertad con la que solía vivir y los días sin tapabocas y sin tener que pedir permiso para salir.

Generalmente tengo varias direcciones de trabajo porque muchas veces los proyectos son largos. En este tiempo estoy más enfocada en La última palabra de amor, que es una propuesta que vengo desarrollando desde hace un par de años. Entiendo que, en virtud de las circunstancias actuales, la gente pasa mucho tiempo en las redes y como este trabajo tiene una instancia que se desarrolla en plataformas virtuales, tomo la situación como una oportunidad para invitar a pensar en el amor. Genero estrategias para pedir a la gente que me envíe sus últimas palabras de amor, reúno todos los textos en piezas textiles. Para mí es muy movilizador que personas a veces desconocidas me confíen sus palabras de amor y hasta el relato de las circunstancias en las que fueron dichas; pero sobre todo saber que una propuesta artística pueda llegar a mucha gente que en la gran mayoría de los casos ni siquiera asiste a museos ni exposiciones. Me gusta sentir que el arte puede ser una herramienta para pensarnos colectivamente. En éste caso, es una excusa para pensar en las palabras de amor que decimos, que oímos o que nos dejamos guardadas, es decir, pensar en cómo nos vinculamos con otras personas. Es una investigación acerca del amor en estos tiempos.

Pero también, en otros momentos, mi trabajo intenta reflexionar sobre cómo diseñamos nuestros entornos, cómo nos vinculamos al paisaje que nos rodea, cómo es el vínculo que establecemos con el propio cuerpo y con nuestro mundo interior.

Palabra de amos

No estoy muy segura que la introspección sea obligada, porque hay muchas vías de escape si uno así lo desea. Así que mis estrategias son las mismas queen otros tiempos: Registro mis sueños en un cuaderno, medito, dedico tiempo diario a las plantas y a permanecer al sol, dedico diariamente un tiempo a mi obra y a la lectura, preparo mis alimentos de la manera más simple y orgánica posible, incorporé una práctica diaria de yoga, duermo temprano,

¿Que me inspira? Me inspira la observación del entorno próximo, de la forma de vida de la gente de Puerto Tirol, el silencio y el afán de generar una forma de arte que sea propositivo.”  

Fabiana Larrea, julio 2020

Una muestra que quedó “en espera”

En mayo se debía inaugurar UNA(S) exposición que reúne mujeres latinoamericanas, en Río de Janeiro. El proyecto UNA(S) se presentó por primera vez en marzo de 2019 en la Galería Pasaje 17 de Buenos Aires, por iniciativa de la artista Ileana Hochmann que me convocó para participar y posteriormente fue seleccionada para exhibirse en la agenda 2020 la Fundación OI Fututo de Brasil, en ésta oportunidad con la curaduría de Maria Arlete Mendes Gonçalves. Por otra parte, para el mes de Julio tenía previsto intervenir el paisaje sobre el Río Negro con una escultura blanda de gran escala, en el marco de la Bienal Internacional de Esculturas organizada por la Fundación Urunday en la ciudad de Resistencia, la bienal fue pospuesta para 2022.