Nota publicada online

jueves 28 de abril, 2022
Bellas Artes Cine
Vuelve con un ciclo de películas alemanas
Bellas Artes Cine

Los viernes y sábados de mayo, el Museo presenta en el auditorio de Amigos del Bellas Artes, con entrada gratuita, el ciclo “Pop y libertad”, con cinco películas que reflejan los movimientos musicales de vanguardia surgidos en Berlín en la década del ochenta.

Del 6 al 28 de mayo, el Museo Nacional de Bellas Artes presenta, con entrada gratuita, una selección de cinco películas, como parte del ciclo de cine alemán “Pop y libertad”, que refleja el impacto en la cultura popular de los movimientos musicales de vanguardia surgidos en Berlín en los años ochenta.

Las funciones del nuevo ciclo de Bellas Artes Cine –realizado con la colaboración y el auspicio del Instituto Goethe de la Argentina, y programado por el crítico Leonardo D’Espósito– serán los viernes y sábados en el auditorio de Amigos del Bellas Artes, ubicado en Av. Figueroa Alcorta 2280. Las entradas son gratuitas y se adquieren únicamente de manera online, completando el formulario de reserva por cada película que figura en la página web del Museo: www.bellasartes.gob.ar.

La programación atraviesa diferentes géneros musicales, como el punk, el pop, el tecno y la electrónica, e incluye cuatro documentales –“Gundermann”, “Corazón salvaje”, “B-Movie: Lujuria y música en el Berlín Occidental” y “Si pienso en Alemania de noche”– y un largometraje de ficción, “Magical Mystery”, dirigido por Arne Feldhusen.

“A partir de los años ochenta, Alemania se transformó en una caja de resonancia para todos los movimientos políticos y estéticos que buscaban un cambio de paisaje en Europa –afirma D’Espósito–. La vanguardia musical tuvo en ciudades como Berlín un hogar y en la experimentación germana un norte, y todavía ese movimiento genera ondas que llegan a todas partes”.

“Desde un diario sobre las relaciones entre el punk berlinés y el sonido de Manchester, hasta la historia lateral de las fiestas electrónicas o el recuerdo un poco lírico de lo que fue ser un músico de rock en estos paisajes, el ciclo ‘Pop y libertad’ es un catálogo de rupturas que quiebra también la frontera entre lo académico y lo masivo”, resume el programador del ciclo.

Ubicado detrás del Museo, Bellas Artes Cine tiene capacidad para 235 espectadores y está dedicado a la proyección de filmes que habitualmente no llegan a las salas comerciales. En 2014, la sala fue restaurada con nuevas butacas, mejoras acústicas y técnicas, y una arquitectura moderna y confortable.

Películas:

“Gundermann” (Alemania, 2018)

Dirección: Andreas Dresen. Duración: 128 minutos

La historia de Gerhard Gundermann es una parábola de la RDA: miembro del partido gobernante, informante cuando muy joven de la STASI, expulsado por su críticas, se volvió un cantante cuyas raíces líricas y temáticas pueden encontrarse en Bob Dylan o Bruce Springsteen; un arte donde la intimidad y el comentario social son una sola cosa. Un idealista que trabajó sin pausa, al mismo tiempo, como minero, para no perder el contacto con lo real. El filme de Dresen cuenta esta vida como un musical y como un documento que convierte al personaje en encarnación de las contradicciones de una sociedad.

Función: viernes 6 de mayo, a las 19.

“Magical Mystery” (Alemania, 2017)

Dirección: Arne Feldhusen. Duración: 111 minutos

¿Qué quedó del rock y el hippismo de los años 60? ¿Qué lazo los une con el sacudón del tecno de la década del 90? A través de la ficción, de la historia de un músico derrotado que se encuentra nuevamente con viejos camaradas reconvertidos en empresarios musicales, Feldhusen analiza estas ideas. Pero hay algo más: el ineluctable paso del tiempo y de la historia en la vida de las personas. Comedia, tristeza y música son los pinceles que pintan un paisaje finisecular.

Función: sábado 7 de mayo, a las 19.

“Corazón salvaje” (Alemania, 2017)

Dirección: Charly Hübner y Sebastian Schultz. Duración: 90 minutos

Punk y política, constante tensión entre la aparición de los neonazis y el antifascismo. Esos son los elementos de este documental que narra el surgimiento, el trabajo y la influencia de la banda punk alemana Feine Sahne Fischfilet (algo así como ʻfilet de pescado a la cremaʼ) en la juventud de su país. El momento en que la música popular se articula con la música y la creación estética se vuelve un arma.

Funciones: viernes 13 de mayo, a las 19; sábado 21 de mayo, a las 19.

“B-Movie: Lujuria y música en el Berlín Occidental” (Alemania, 2015)

Dirección: Jörg A. Hoppe, Klaus Maeck y Heiko Lange. Duración: 92 minutos

Materiales caseros, originales, casi diarios íntimos que describen una década de cultura underground en Berlín, pero también las conmociones que rodeaban a ese final de la Guerra Fría tanto en lo cultural como en lo político. Narrado con el vértigo del punk –es, de hecho, un filme punk– que, además, describe el lazo entre aquel hervidero de ideas y lo que luego sería el sonido de Manchester.

Funciones: sábado 14 de mayo, a las 19; viernes 27 de mayo, a las 19.

“Si pienso en Alemania de noche” (Alemania, 2015)

Dirección: Romuald Karmakar. Duración: 105 minutos

Pocos movimientos tienen el prestigio y la fuerza de la música electrónica alemana, que llevó a cambiar el sonido de lo que llamamos “pop” en todo el mundo. Pero es un universo que guarda sus secretos, que va más allá del ritmo, el movimiento o el efecto. En este documental, Karmakar observa el trabajo de cinco DJ de ese país y también analiza el impacto, mientras los sonidos complementan las ideas. Entre lo vertiginoso y lo extático.

Funciones: viernes 20 de mayo, a las 19; sábado 28 de mayo, a las 19.

Programación día por día:

Viernes 6 de mayo

19.00: “Gundermann”

Sábado 7 de mayo

19.00: “Magical Mystery”

Viernes 13 de mayo

19.00: “Corazón salvaje”

Sábado 14 de mayo

19.00: “B-Movie: Lujuria y música en el Berlín Occidental”

Viernes 20 de mayo

19.00: “Si pienso en Alemania de noche”

Sábado 21 de mayo

19.00: “Corazón salvaje”

Viernes 27 de mayo

19.00: “B-Movie: Lujuria y música en Berlín Occidental”

Sábado 28 de mayo

19.00: “Si pienso en Alemania de noche”